31
Jul
2013

Tras 20 años, la lucha sigue más vigente que nunca

Escrito por ambru el 01:40 2 comentarios
Categoria:

El 17 de agosto se cumplen 20 años del secuestro, las torturas, el asesinato y desaparición del estudiante de periodismo Miguel Bru, en la comisaría novena de La Plata. Una placa colocada por su familia y la Asociación Miguel Bru en la puerta de la seccional, recuerdan el crimen y la ausencia. Tras mas de 40 rastrillajes, su cuerpo continúa desaparecido.
Hace un mes atrás, el Tribunal Oral en lo Criminal Nro.4 condenó a tres ex policías de la misma comisaría, por haber torturado y asesinado a Daniel Migone en noviembre de 2005.
Estela de Carlotto, Florencia Saintout, Leonardo Grosso, Roberto Cipriano y Mario Coriolano hacen un balance sobre estos lamentables hechos de violencia policial que se repiten y la lucha para terminar con este flagelo.

Estela de Carlotto (Abuela de Plaza de Mayo)

Todavía existen en las comisarías estos actos de violencia que son delitos de máxima condena, dónde se extralimitan con la tortura, con los golpes y después fraguan informes y carátulas. Sabemos que Daniel no se ahorcó como quisieron hacer parecer sus asesinos, sabemos que el entró a la comisaría vivo y salió muerto, eso es imperdonable, esas prácticas hay que desterrarlas con toda la fuerza social posible y con la condena necesaria para los hacedores de estos crímenes, no hay justificativo para semejante delito. Cuando entra una persona detenida no tienen que maltratarla, todo lo contrario, no pueden golpearla y arrojarla a los leones como hacen en la mayoría de las comisarías.
Lo que pasó con Daniel Migone, es aberrante y por eso las condenas a cadena perpetua me parecen perfectas, y además que no les den ningún beneficio a los acusados, esas personas no merecen llamarse seres humanos, son bestias.
Este trabajo de la asociación es magnífico, es un trabajo de solidaridad bien claro y demuestra que sin dinero se pueden hacer cosas y esto no es fácil, hay que ayudar a la Asociación ya que está haciendo lo que el estado debería hacer, con los recursos necesarios pueda trabajar mejor. A la Asoc. Miguel Bru hay que felicitarla pero también ayudarla. Miguel con su sangre regó la tierra e hizo florecer justicia por muchísimos jóvenes.

Florencia Saintout (decana de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP)

A partir de la condena podemos decir con alegría que se “hizo justicia”, frase tan infrecuente cuando se trata de casos de violencia policial. Esto nos llena de esperanza, de fuerzas para seguir luchando por una democracia mejor. Por otro lado no podemos dejar de pensar en el horror de lo que se ha juzgado: en la misma comisaría novena en la que habían asesinado a Miguel (luego incluso de la condena a sus asesinos) se volvió a asesinar. Ahí vemos las dimensiones de una cultura de la tortura y de la muerte en la institución policial que necesitamos erradicar definitivamente. Y eso se puede hacer sólo desde el Estado; si toma el tema en sus manos con una perspectiva de derechos humanos.

Ocho años de lucha son ocho años de dolor, de indignación, de fuerza, de avances, de retrocesos. Son ocho años de amor: de los dos hijos que quedaron y se fueron haciendo grandes sin papá, de la una madre sin hijo/abuela que se fue poniendo más viejita sin claudicar a pesar de las broncas. Y especialmente, fueron ocho años de acompañamiento de otras madres y otros hijos que son los de los organismos, en este caso de la Asociación Miguel Bru.
La Bru, como la conocemos todxs, en universidades pero en los barrios donde está presentes, con sus abogados que no cobran un peso y se bancan la mirada y los aprietes policiales, se hizo cargo de hacerle frente a los asesinos y también a una Justicia que aún con treinta años de democracia todavía sigue siendo para unos pocos.

Leonardo Grosso (Coordinador de la campaña nacional contra la violencia institucional)

Creo que la violencia institucional es una gran deuda pendiente en la argentina y hoy es un gran momento para discutirla. Hay que reconocer que lo que hizo la Asociación Miguel Bru históricamente, fue construir una relación de fuerza a través de la justicia popular, a favor de los intereses del pueblo y pudo encontrar un camino.

Que durante el juicio de Daniel Migone, los presos digan que era moneda corriente los hechos de tortura en la comisaría 9ª, primero es repudiable y segundo preocupante. Qué pasa con la justicia? no está actuando? Porque seguimos escuchando siempre estas denuncias. Hay que hacer un llamado muy fuerte a la justicia para que actúe de inmediato y que se hagan cargo de la responsabilidad que tienen.

Tenemos un problema estructural en donde además si no tenemos condenas ejemplares, vamos a seguir teniendo este problema y el acompañamiento de la organización a las familias es fundamental porque si no la justicia es inaccesible para los sectores populares. No se puede acceder a la justicia si no es organizadamente.

Roberto F. Cirpiano García (Coordinador Area de Encierro Procuraduria de Violencia Institucional, Ministerio Publico Fiscal)

La sentencia condenatoria a los policías de la Comisaria Novena de La Plata, imputados por torturar y matar a Daniel Oscar Migone, sintetiza el amargo sabor de la justicia. La justicia fue justa esta vez, pero este hecho no quita lo amarga que puede ser cuando es tan lenta y la familia debe esperar tanto tiempo sin ninguna contención o apoyo del Estado que le arrebató a su ser querido. No hay nada que festejar. Sin duda trae una brisa reparadora a su familia ya migos. Pero sin duda también este hecho marca y lacera de manera irreparable los últimos años de su madre ya mayor, la vida de su hija que se crió sin padre, el presente de una sociedad que aun convive con las peores atrocidades de funcionarios públicos que remiten al ultimo gobierno militar.

Este caso visibiliza varias prácticas policiales denunciadas desde hace años por los organismos de derechos humanos: las facultades arbitrarias de detención, el armado de causas, la tortura sistemática, el asesinato de personas indefensas bajo su custodia, la complicidad institucional y encubrimiento frente a los delitos cometidos por sus agentes. Frente a estas prácticas ilegales, no hay políticas institucionales tendientes a su transformación, pese a la acumulación de casos extremadamente graves. Estas políticas necesarias a 30 años del regreso democrático, serían una
forma mas de reparar los daños ocasionados por una fuerza en la que aun late, en la que respira, la dictadura.

Esta sentencia no hubiera sido posible sin el trabajo incansable y la potencia militante de la Asociación Miguel Bru. Sin su compromiso con esta causa, sin la presencia publica de Rosa y lo que representa justamente como víctima también de ese entramado policial-judicial violento, seguramente la causa hubiera seguido la suerte de muchas otras que terminan impunes, producto de la connivencia policial-penitenciaria-judicial, que ha tejido redes hasta hoy indisolubles de complicidad y mutuo sostén.

Las desapariciones forzadas de Miguel Bru, Andres Nuñez, Luciano Arruga, los asesinatos pasados como suicidios en comisarías de Oscar Migone, Cristian Dominguez, Damian Sepulveda, Gabriel Blanco, Miguel Mancusso entre otros, demuestran que es indispensable la reforma estructural de la policía bonaerense pero también transformar otros dos nichos institucionales que no atravesaron procesos de democratización, como la justicia y el servicio penitenciario.

Mario Coriolano (Titular de la Defensoría ante el Tribunal de Casación Penal de la Provincia De Buenos Aires)

Una sentencia oportuna aunque demasiado demorada. Mas en un momento donde se debate que tiene que ver la justicia en estos casos. Ello mas oprque es el lugar donde torturaron y mataron a migue. Luego del 93 y de daniel hubo otras casos de torturas en la novena, no investigados, eso demuestra la impunidad que es uno de los factores que permiten la proliferación de la tortura. Espero que no haya más detenciones en la cria novena y que se transforme en un lugar de memoria, verdad y justicia.

19
Jul
2013

Gatillo fácil: Apelan el sobreseimiento de tres policías

Escrito por ambru el 18:16 Agregar un comentario
Categoria:

marcelo-monetenrgo.jpg La Asociación Miguel Bru presentó hoy la apelación al sobreseimiento de los policías Emmanuel Díaz, Nicolás Medina y Diego Calderón, de la Comisaría 48 de CABA, sospechosos del asesinato de Marcelo Montenegro, de 21 años, ocurrido hace un año atrás. Acompañados por la madre de la víctima, Rosa Montenegro, desde la ong pidieron además la ampliación de la pericial balística y otras pruebas en base a las fuertes sospechas de que se trata de un caso de gatillo fácil.

La apelación es la respuesta al sobreseimiento dictado por el juez de Instrucción Diego Slupski; recayó en la Sala B de la Cámara de Apelaciones, integrada por los jueces Mirta López González, Rodolfo Pociello Argerich y Alfredo Barbarosch. La Fiscalía de Cámara también consideró que la medida del juez resultaba prematura y sostuvo su apelación contra el sobreseimiento.

“Solicitamos que se continúe con la investigación para cumplir con derecho de acceder a la verdad de la familia y para evitar el cierre de la causa. Un joven fue asesinado y existen fuertes sospechas contra funcionarios del estado. Además el caso está lleno de irregularidades, para empezar como es habitual en el accionar de la policía, la escena del crimen quedó a cargo de la comisaría donde trabajan los mismos sospechosos, lo que amplía la situación de impunidad”, afirmó Rosa Bru, presidenta de la A. Miguel Bru, ong que patrocina a la familia.

Belén Beyrne, abogada de la ong, afirmó que las pericias balísticas contradicen la versión policial. La letrada explicó que las medidas solicitadas incluyen ampliar la pericial balística sobre el revólver de calibre 22 hallado cerca del lugar y que la policía atribuyó a Marcelo Javier Montenegro, así como sobre las 2 vainas servidas percutadas encontradas ya que una no corresponde a ese revólver. Por otra parte, agregó que se pidió un Dermotest sobre taco de piel de las manos de la víctima para ver si efectivamente había restos de pólvora.

Finalmente Beyrne dijo que desde la Asociación Miguel Bru pidieron la reconstrucción del hecho; un plano en base a inspección ocular; la búsqueda de testigos y la ampliación del informe de autopsia para aclarar inclusive una herida que tiene Marcelo sobre el labio y que pone en duda la versión de los imputados de que los tiros los efectuaron durante la persecución policial.

El caso

El 7 de julio de 2012 Marcelo Montenegro viajaba en un Renault Twingo con otro joven cuando la policía barrial de Ciudad Oculta los quiso parar por considerarlos sospechosos de robo. Los chicos no se detuvieron y al menos tres móviles policiales los persiguieron por dentro de las calles de la villa. Un patrullero se les acercó, donde iban tres policías: Díaz, Medina y Calderón. Según ellos Montenegro les disparó desde el auto Twingo mientras los perseguían. Las únicas constancias de esto son las declaraciones de los policías sospechosos. El móvil policial disparó cinco tiros contra el Twingo, y de esas balas una le perforó el pulmón a Montenegro y le causó la muerte.

Un elemento llamativo es que el hecho ocurrió a las 3.30am, pero el juez dispuso la intervención de Gendarmería recién 13 horas después. La escena del crimen fue preservada por la propia policía de la Comisaría 48. Los vecinos declararon que la policía no disparó durante la persecución sino cuando el auto ya estaba detenido. El Twingo había realizado una mala maniobra y había chocado contra un paredón.

Según la autopsia, Montenegro tenía una herida de paso de proyectil sobre los labios, lo que no se compadece con los tiros en persecución. Otro argumento de la apelación es que supuestamente el arma que llevaba Montenegro no fue hallada en el lugar, sino a un par de cuadras, y la descubrieron durante un rastrillaje hecho por la misma comisaría. Junto al arma -un revólver calibre 22-, según las fuentes oficiales había dos vainas servidas, de calibre 22. Una de ellas, según determinó la pericia balística, no se corresponde a ese revólver. “Además en el tambor había una munición trabada, lo que complica todavía más la versión oficial de balística”, sumó Beyrne.

“Consideramos que el juez actuó realmente sin importarle la vida del chico muerto, e incluso quiso sacarse la causa de encima con anterioridad, indicando la posibilidad de una defensa legítima de los policías. Los indagó al constituirnos nosotros como querellantes y luego sin solución de continuidad les dictó el sobreseimiento, que es lo que hoy apelamos”, afirmó Beyrne.

5
Jul
2013

Perpetua para Díaz Zapata, Espósito y Toloza

Escrito por ambru el 17:48 10 comentarios
Categoria: Noticias

El Tribunal Oral en lo Criminal Nro. 4 condenó por unanimidad a los ex policías Luis Diaz Zapata, Daniel Guillermo Espósito y Carlos Ariel Toloza, a prisión perpetua por torturas seguidas de muerte. Además resolvió condenar al Jefe de Turno Marcelo Enrique Falcón a diez años de prisión e inhabilitacion especial perpetua por omisión de evitar las torturas seguidas de muerte y con voto dividido absolvieron a la oficial de servicio Valeria Maciel.

Pasado el mediodía los jueces del TOC 4 Juan Carlos Bruni, Emir Caputo Tártara y Ernesto Domenech, comunicaron la sentencia del juicio que se siguió por casi dos meses por la muerte de Daniel Migone en la Comisaría 9°de La Plata, la misma dónde doce años antes torturaban, asesinaban y desaparecían a Miguel Bru. Por su extensión- mas de 290 fojas - sólo se dio lectura a las resoluciones para los cinco imputados.
Hace ochos años Oscar Migone y Amabelia Carone, los padres de Daniel, acompañados de su hija Marita llegaron a la oficina de la Asociación Miguel Bru (AMB), convencidos de que lo que les había dicho la policía no podía ser verdad. Según los oficiales que los despertaron en la madrugada del 10 de noviembre de 2005, Daniel se había suicidado con su campera de jean en la celda de contraventores, después de ser detenido como el supuesto autor de una serie de robos. Seguros de que no se había quitado la vida, acudieron a la AMB que tomó el caso para darle patrocinio jurídico. Así, a poco de comenzar a investigar la versión policial empezó a desarmarse. Sólo el informe de autopsia ya demostraba que Daniel murió por asfixia mecánica por compresión con el accionar de un tercero. Pero cuando todo indicaba que se podría saber qué pasó realmente, se impuso un proceso de dilación judicial que intentó garantizar la impunidad. La familia de Daniel y la AMB- a través del abogado Fabio Villarruel- pidieron la recusación de la primera Fiscal que intervino en la causa, Leila Aguilar y mas tarde del Juez de Garantías Néstor De Aspro. Todos estos años organizaron actos, manifestaciones, audiencias en reclamo de acceder a la verdad. Cada aniversario se convocaron frente la dependencia para recordarlo y sus hijos, que eran muy chicos cuando se quedaron sin papá, crecieron y tomaron la bandera de esta lucha. Reuniones, pedidos de remoción de Fiscales, presentaciones constantes para que la causa no sea elevada a juicio sin las pruebas suficientes. Así se llegó al debate, donde las defensas de los imputados se dieron hasta el lujo de decir que todo había sido inventado por la organización y la Fiscalía, y que sus “ahijados procesales” estaban pagando el precio el ser policías y haber cumplido con su trabajo. Quizás esto explica la fuerte emoción de la familia y de la AMB tras el fallo del TOC 4.

dominguez_porota_fabio.jpg “Desde el primer día sabemos que a Daniel lo mataron, nos costó mucho llegar hasta acá y quizás después de esto podamos empezar a confiar en la justicia”- dijo emocionada Rosa Bru, tras la lectura de la sentencia. - “Es una resolución ejemplar, han sido muchas las veces que escuchamos condenas burlonas para la familia y por eso esto fue algo que nisiquiera me atrevía a esperar, porque estamos actumbrados a otra cosa. Hoy es un día histórico en muchos aspectos, estamos conformes por las condenas, pero sobre todo creo que es un paso importantisimo como mensaje para los torturadores, para esta gente que está acostumbrada a hacer lo que quiere porque la justicia mira para otro lado. Ojalá esto sirva para que se acaben las torturas y para que los detenidos se arriesguen a denunciar lo que les pasa tanto en las comisarías como en las penitenciarias”.

rosa_y_flia_migone.jpg Acompañando a su familia y a la AMB se encontraban Juan Scatolini, Alberto Ramirez y Esteban Rodríguez en representación de la Campaña Nacional contra la Violencia Institucional, Florencia Saintout, de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social, el abogado Aníbal Hnatiuk de la Secretaria de Derechos Humanos de la Provincia, el Defensor de Casación de la Provincia Mario Coriolano, Alberto Linares del Ministerio de Justicia de Nación, representantes del Programa de Lucha contra la Impunidad del Ministerio de Justicia de la Nación, del Cels y del Comité Contra la Tortura, entre otros. Ademas, acompañaron familiares de victimas del gatillo fácil y la violencia institucional entre los que se encontraba Pedro Dominguez, padre de Christian asesinado en la Comisaría 1° de Berisso en 2005, Dolores Demonty, mamá de Ezequiel Demonty, Carola Serna la mamá de Jorge Orona, Eugenia Vazquez, hermana de Andrea Viera, Gustavo Jaramillo y Victoria Sánchez, familiares de víctimas del Personal del Servicio Penitenciario entre otros.

Andrea Migone, la hija de Daniel, espera hoy su segundo hijo y aunque le queda muy poco para ser mamá, asistió junto a su hermano Pipo a cada una de las jornadas del juicio. Este mediodia cuando escucharon la sentencia lloraron: “Se hizo justicia, no lo puedo creer. Costó afrontar todo esto, estuvimos con el corazón en la boca”. Su abuela, Amabelia Carone, agradeció a Dios y dijo que siente que por fin llegó la justicia para su hijo Daniel.

Fotos:
1) Pedro Dominguez, Amabelia Carone y el abogado Fabio Villarruel
2) Rosa Bru junto a la familia de Daniel Migone

4
Jul
2013

Caso Migone: mañana se conocerá la sentencia

Escrito por ambru el 21:42 3 comentarios
Categoria: Noticias

Este viernes 5 de julio el Tribunal Oral en lo Criminal Nro.4 integrado por Emir Caputo Tártara, Juan Carlos Bruni y Ernesto Domenech, dará su veredicto y la sentencia sobre los cinco ex policías imputados por la muerte de Daniel Migone en la Comisaría 9º en 2005. Será a las 12.00 hs en los Tribunales de 8 entre 56 y 57.

Rosa Bru, presidenta de la Asociación Civil Miguel Bru – que patrocina a la familia a través del abogado Fabio Villarruel- afirmó que “Tras ochos años de lucha, y tras dos meses de audiencias, pudimos probar una vez más que la rutina de los casos de gatillo fácil de la bonaerense lamentablemente es una historia y una metodología que se repite, y en la mayoría de los casos con el encubrimiento y complicidad de las instituciones. Daniel fue torturado y asesinado en la misma Comisaría que mi hijo, esto no puede volver a pasar. Por eso esperamos que el Tribunal con su sentencia de una condena que sea una señal comprometida para terminar con esta impunidad.”

“Espero justicia para mi papá, una sentencia digna, es lo menos que podemos pedir por la memoria de mi papá. También esperamos una condena para Falcón. Ellos se declararon inocentes y ninguno dijo la verdad, pero nosotros lloramos a mi papá desde el día que se lo llevaron. Nos llevó ocho años de lucha llegar hasta acá,lo menos que esperamos es una condena justa”, dijo Andrea Migone.

Por su parte, Mario Coriolano, de la Defensoría del Tribunal de Casación Penal de la Provincia y miembro del Comité Asesor del Consejo de Derechos Humanos de la Onu, expresó que “desde distintas organizaciones y organismo internacionales estamos muy atentos al resultado de esta sentencia, porque Daniel Migone murió en la misma comisaría donde fue torturado, asesinado y desaparecido Miguel Bru en plena democracia. Con posterioridad continuaron las denuncias sobre torturas y apremios en la Comisaría Novena. El estado debería clausurar esa dependencia para no tener alojado a ningún detenido.”